sábado, 23 de junio de 2012

En La República: Hellboy: El brazo derecho de la destrucción

Por Alfonso Rivadeneyra García 
La República 23 de Junio, pag. 27
Es uno de los antihéroes más afamados del cómic. De piel roja, mitad humano, mitad demonio; con un origen que descubrió a la par del lector. Lo encuentras desde hoy en kioscos de Lima.
Es 1944 en Inglaterra y soldados norteamericanos han llegado a una iglesia abandonada, donde una espiritista espera que algo pase. De pronto una bola de fuego cae del cielo junto a un niño de color rojo con cuernos, cola y un brazo muy grande. ¿Qué haría usted si se encuentra con un ser así? Mientras medita la respuesta, los testigos tomaron una decisión histórica: se lo quedaron, y tienen una foto para probarlo. La criatura creció y se convirtió en un detective paranormal; es Hellboy y no lo quieres ver enojado.



 Un día, en 1991, el artista norteamericano Mike Mignola dibuja a un diablo forzudo para un folleto. Le gusta el diseño, lo guarda y tras meses de trabajo le da una historia. Así nació Hellboy (niño del infierno en inglés) y desde 1994 no ha dejado de publicarse, pero de manera intermitente, con sagas cortas y pocas revelaciones, pero cuyas páginas brillan por el uso de las sombras, el contraste de colores y la adaptación de mitos para dar vida a una historia en la que el protagonista ya está harto de oír que su destino es destruir a la humanidad.

 Hellboy llegó al cine en dos oportunidades, ambas con la dirección de Guillermo del Toro, quien cambió el tono a la narración. Si bien la historieta muestra la existencia de una organización dedicada al estudio y contención de lo sobrenatural, destaca el terror ante lo desconocido y en las cintas predominó la acción antes que la tensión.

 Mignola, como indicó en una entrevista a la web española 3DA en el 2010, considera que Del Toro respetó su opinión como creador, pero solo en parte, pues “al final del día él haría lo que quería”. Por ello tiene sentimientos encontrados con el Hellboy del celuloide y el cineasta. “(Pero) aún somos amigos”, dijo. Tras más de 20 años de su concepción,

Hellboy llega a Perú cuando las editoriales independientes buscan consolidarse con historietas no necesariamente para niños. El semidemonio buscará hacerse un lugar en los kioscos junto a superhéroes de trajes multicolores y zombis en blanco y negro.

Debes leerla

Foto de Walt Disney en Perú